Skip to content

Ahí fuera

Domingo, junio 12, 2005

Un servidor

La blogosfera está desquiciada. Desde que comenzó el maldito concurso organizado por 20minutos, los participantes, y sus familiares y amigos se han cruzado cientos de acusaciones de fraude o ingenuidad. A mi, que estoy mas bien del lado de los ingenuos, más que la multiplicidad de personalidades o las tretas cibernéticas que la contienda ha generado, me enfurecen sobre todo aquellos que responden que todo lo ocurrido era de esperar; o los que apelan a las famosas “picaresca” y “envidia” típicamente patrias para defenderse; o los que responden con un “sabías a lo que te exponías” porque creen estar a salvo, instalados en el bando de los virtuosos.

Lo que no se si me sorprende o no es el esfuerzo que cuesta encontrar entre los participantes algo que merezca medianamente la pena. Aparte de los que todos tenemos en mente, claro está. Un par de horas empleadas en revisar todos los blogs clasificados por delante de este Gabinete (que como comprenderán, son bastantes) afianza esta desoladora certidumbre. Incluso existe un término, acuñado por Don Absence, para designar a este fenómeno: La horrorfera. Y es que ya conocen la Ley de Sturgeon: “El 90% de todo lo que se hace es mierda.” La blogosfera no es una excepción; quién soy yo para discutir al bueno de Don Theodore.

No solo tenía más razón que un santo sino que además
escribía guiones para Star Trek

Pero no quisiera perderme en divagaciones. Yo a lo que venia es a convencerles de que ahí fuera sigue habiendo blogs que reseñar, jugosos, magníficamente escritos, y con los que se puede disfrutar. Me parece ahora más que nunca necesario seguir iniciativas como las de Hijo Tonto o Queco y compartir hallazgos, tesoros, resistencias. Hoy les hablaré de algunos de los que me he ido encontrando, solo unos pocos, porque soy algo perezoso con estas cosas. Y quiero disculparme ahora mismo con aquellos a quien no voy a mencionar y pedirles que no se sientan ofendidos, porque están en mis pensamientos y ya caerán, ya caerán.

Empezaré con un valor seguro, alguien que seguramente casi todos de ustedes conocen. Pero no está mal volver a los clásicos en tiempos convulsos. Me refiero a el chico del video. Como su nombre indica, el mencionado chico trabaja en un video-club y en su blog relata las experiencias que le acontecen en el desempeño de tan noble profesión. La comparación más fácil sería con el Dante Hicks de Clerks. Pero es demasiado injusta. Para mi el chico del video es un costumbrista que ni el mejor Pla de “La calle estrecha.” Muestra: “A veces me da la sensación de que los clientes solo quieren que les digas lo que ya saben para poder llevarse su peliculita tranquilos” o “si en mi barrio decidiesen los oscars, se los darían todos a Van Damme y Stallone.” Luego súmenle una galería de secundarios que son demasiado reales como para no serlo.


¡¡He dicho Plá!!

El chico del video es una lección magistral sobre cómo debe ser un blog personal porque se adhiere al credo de que lo extraordinaria no es la vida del que escribe sino la forma en que se relata. En el video club ocurren escenas que seguro se repiten en otros miles de ellos (aunque de vez en cuando, alguna celebridad se deje caer por allí). Pero el chico del video, al mismo tiempo que las narra fielmente, logra transformarlas, dotarlas del artificio necesario para elevarlas por encima del mediocre nivel del blog personal medio. El resultado son unas crónicas terráqueas escritas por un marciano que se pregunta qué hace trabajando en un videoclub de barrio. Yo solo puedo agradecerle que siga en la brecha y les ruego encarecidamente que le lean, si no lo hacen ya.

En un género distinto se encuentra La Caja Negra, cuyo autor, Wilbur Mercer (si, como lo oyen), a su vez nos demuestra que se puede seguir siendo original en estos tiempos. En The Wilbur Mercer blog experience, su anfitrión les llevará de la mano, diligentemente, para mostrarles paisajes de conspiraciones, sectas, psicopatías Dickianas, parapsicología (de la buena), joyas del cine de derribo o biografías ocultas de genios olvidados. Cada actualización es una nueva aventura en los anales de lo insólito, con un estilo aparentemente accesible y contenido, pero con muchísima personalidad y que engancha aun más con cada nueva lectura. Lástima que por el evidente trabajo de documentación que conllevan sus posts, el pobre Mesías de la Caja de Empatía no pueda escribir más a menudo. A mi, por lo pronto, su buen hacer ya me ha servido de inspiración para el post de mañana.

Para concluir, les presento Agosaesvida, blog del ¿ilustrador? ¿dibujante? ¿artista polifacético? ¿desequilibrado? Salveta, y cuya retrato de un servidor encabeza este post (es que además de saber dibujar muy bien, es muy majete). Podríamos decir que Agosaesvida es un fotolog de arte degenerado que podría subtitularse “Miedo y asco en el mundo.” porque también recuerda las visiones del genero humano que los psicótropos inducían en Hunter S. Thompson (que en gloria esté). El caso es que Salveta vuelca en sus montajes y dibujos una imagen del cosmos repleta de mala leche, humor negro y socarronería que revela lo fea que es la realidad y el arte moderno una vez desnudos de las convenciones con que los disfrazamos/an. Por obvios motivos, este blog tampoco se actualiza frecuentemente. Pero eso hace que merezca la pena dedicar un poco de tiempo a perderse en él, revisar todos los archivos, convertirse a su fe y quedar a la espera del próximo torpedo con anillas que se decida a lanzarnos.


Parchis

“Nunca seremos estrellas de la blogosfera,” me avisó Werden al poco de empezar yo en esto. Sabias palabras con las que me despido de ustedes.

7 comentarios leave one →
  1. Pepe permalink
    Lunes, junio 13, 2005 4:27 am

    Al chico del vídeo ya lo venía leyendo, pero La Caja Negra y el Dibujante Escabroso son nuevos para mí, y muy buenos, por cierto. Quedan añadidos a mi agregador.

  2. Gam permalink
    Lunes, junio 13, 2005 9:11 am

    Que buenas recomendaciones, me faltaba la Caja Negra.

  3. absence permalink
    Lunes, junio 13, 2005 9:45 am

    Estupendo!
    Sólo conocía La Caja Negra.
    Dentro de unos días voy a hacer todo lo contrario. Lo incorrecto. Un catálogo de horrores horrosférricos.

  4. Dr Zito permalink
    Lunes, junio 13, 2005 9:52 am

    Don Absence, tiene usted unas agallas… La experiencia del blog Mis obsesiones (misobsesiones.blogia.com) que tiene una seccion dedicada a criticar (muy fundamentadamente) ejemplares de la horrosfera ha sido muy polemica. Amenazas, insultos y muy mala leche.
    Es una labor necesaria, sin duda, pero los criticados no se lo suelen tomar muy bien.
    Yo le aviso. Estoy seguro de que sabe donde se mete. Este seguro tambien de que yo le apoyare.

  5. wilbur mercer permalink
    Lunes, junio 13, 2005 10:07 am

    Gracias por la mención, Doc!!
    Y por cierto, también agradezco el resto de las recomendaciones, porque eso de ir al tuntún por todo el fárrago de blogs buscando alguno interesante es un trabajo de chinos.
    Saludos

  6. steviecannell permalink
    Lunes, junio 13, 2005 1:53 pm

    Seguro, seguro que el juego corre en su cacharrete… y gracias por los apuntes blogeros, voy a echar un vistazo!!!

  7. olvidadizo permalink
    Viernes, junio 17, 2005 1:13 pm

    No puedo dejar de recomendar uno, algo más serio, sobre el olvido, la memoria y los recuerdos, lejanamente inspirado, creo, en un libro de Georges Perec. http://nomeacuerdo.blogia.com

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: