Skip to content

La gran evasión veraniega (X): The password is courage

Sábado, agosto 22, 2015

CHJ The Password Is Courage PR1 1962

The password is courage (Andrew L Stone, 1962)

El cine británico de fugas, con sus historias de coraje y valor y sus planes exitosos, puede verse desde un prisma similar al del actioner norteamericano de los 80 al estilo de Rambo II o Desaparecido en combate. Es decir, como una reescritura de la historia que pretende transformar la derrota en victoria. Dado que la actuación británica directa en la 2ª Guerra Mundial fue más que discreta, siendo barrido con facilidad de Francia por los nazis y del Sudeste asiático por los japoneses, su cine de fugas podría interpretarse como una reivindicación de sus militares, como un elogio de su ingenio y sus principios algo que a su vez nos hace preguntarnos cómo unos oficiales tan listos y astutos pudieron ser capturados.

The password is courage se basa en la biografía del Mayor Charles Coward y en sus repetidos intentos de fuga, algunos de ellos parecer ser que inventados o realizados por otros, lo que la convierte, podríamos decir, en una versión con protagonista británico de El único evadido de la que hablábamos hace unos dias. En el curso de estos planes también habrá momentos para el sabotaje, para el hostigamiento de los nazis, momentos casi de slapstick en los que Coward y sus compañeros incendian trenes de municiones, hacen descarrilar otros, y hasta reducen a cenizas el campo de trabajo donde han sido internados. Ríanse de los comandos especiales. Es decir, una revancha a posteriori.

The password is courage es una película extraña que parece no saber a qué carta quedarse y que mezcla momentos de franca comedia, como aquel en el que Coward es condecorado con una cruz de hierro, con un entorno realista, gracias sobre todo a la fotografía de Davis Boulton. Pero llama la atención sobre todo el bello Dirk Bogarde en el papel de Coward, que otorga al personaje un carisma poco habitual en el cine británico de fugas, un caradura que sabe engañar a los nazis pero que es también divertidamente torpe y tierno, como vemos en su breve romance con la joven óptica que le ayuda en uno de sus intentos. Pero si The password is courage es recordada por alfo, aparte de por el papel del Bogarde, es por servir de inspiración evidente a La gran evasión. Escenas como la de la inspección en la estación de tren, o elementos en el tunel con bombas de aire ser verían un año después en el clásico de Sturges. Hay incluso planos de Dirk Bogarde terminando un túnel que encuentran su análogo casi exacto en otros de Steve McQueen en La gran evasión.

En definitiva, The passwors is courage es una curiosidad que se deja ver con bastante agrado y que funciona mejor como comedia que como historia de valor personal, una presunta frivolidad que no se le perdonó en el momento de su estreno.

No comments yet

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: